viernes, 25 de diciembre de 2015

VIAJEROS

Dormida y rubia en la roca.
Dormida y rubia, llegada
ayer tarde de Polonia.
El Árcangel de su guarda,
San Rafael, la acompaña.

No sueñes tú, prima mía,
no sueñes, que están cansada.

Las aldeas de Suiza
y los pueblos de Alemania
pasando van por su frente,
bajo una luna nevada.

No sueñes tú, prima mía,
no sueñes, que están cansada.

San Rafael se ha dormido,
despierto y rubio, en la roca,
despierto y rubio llegado
ayer tarde de Polonia.

RAFAEL ALBERTI
Marinero en tierra.



No hay comentarios: