martes, 2 de mayo de 2017

MIENTRAS EN MADRID QUEDE UN ORGANILLO

Mientras en Madrid quede un organillo...
Mientras en Madrid
queden tréboles de cuatro hojas,
mirlos blancos,
gangas, glorias,
-mientras en Madrid quede yo-
habrá ternura en las acacias,
habrá en el Manzanares olas,
risas en los niños
y un poeta en las chabolas.

GLORIA FUERTES
(Mujer de verso en pecho,127)

No hay comentarios: