viernes, 8 de mayo de 2015

TODAS LAS NOCHES ME SUICIDO UN POCO

Todas las noches me suicido un poco,
por las mañanas tengo menos vida,
como si el vino se volviera tierra
-paletadas de tierra en mis hijares-.

Cuando algo muerto resucita y mueve,
resuella al fin aún más vivo que antaño.
Cuando algo muerto vive, el cataclismo
ensaya sus primeras actuaciones.

Porque empiezo a tener lo que me deja,
y me empieza a tener lo que yo dejo;
y si es pena que muera lo que vive
ya no es tanta si vive lo que ha muerto.

GLORIA FUERTES
Obras incompletas.

No hay comentarios: