jueves, 30 de diciembre de 2010

LA LUNA Y LA MUERTE (1919)

La luna tiene dientes de marfil.
¡Qué vieja y triste asoma!
Están los cauces secos,
los campos sin verdores
y los árboles mustios
sin nidos y sin hojas.
Doña Muerte, arrugada,
pasea por sauzales
con su absurdo cortejo
de ilusiones remotas.
Va viendo colores
de cera y de tormenta
como un hada de cuento
mala y enredadora.

La luna le ha comprado
pinturas a la Muerte.
En esta noche turbia
¡está la luna loca!

Yo mientas tanto pongo
en mi pecho sombrío
una feria sin músicas
con las tiendas de sombra.

Federico García Lorca
Libro de poemas 1921

No hay comentarios: