miércoles, 10 de junio de 2015

DIOS AHOGA PERO NO APRIETA

Dios ahoga pero no aprieta.
No te adula pero te defiende.
El hombre te alza y te deja caer,
Dios te deja caer sin alzarte.
Siempre está sobre aviso;
luego te quita el dolor y te pone la cena
- otras veces te pone el dolor y te quita la vida -.
Está lleno de sabiduria y de paciencia,
sobre todo de paciencia con los perversos,
- perverso quiere decir mal intencionado -.
No es un señor con barba,
no es una paloma,
es todo lo que vemos, lo que oímos, lo que tocamos.
aunque parezca mentira Dios existe!

GLORIA FUERTES
Obras incompletas.

No hay comentarios: