jueves, 11 de julio de 2019

VENTANAS PINTADAS

Vivía en una casa
con dos ventanas de verdad y las otras dos pintadas en la fachada.

Aquellas ventanas pintadas fueron mi primer dolor.
Palpaba las paredes del pasillo,
intentando encontrar las ventanas por dentro.
Toda mi infancia la pasé con el deseo
de asomarme para ver lo que se veía
desde aquellas ventanas que no existieron.

GLORIA FUERTES

No hay comentarios: