martes, 26 de marzo de 2013

ANTONIO MACHADO EN SU TUMBA

   Más allá, tras los montes
donde ya no los cielos
ni la tierra de Soria,
más metido en la muerte,
en la suya, ya dueña,
en la de cada día
de tantos hombres vivos.

   Bajo piedra está sólo
su humanidad vencida,
los sueños que rompieron,
la esperanza, debajo:
más allá del granito,
del mármol o la cal,
entre flores o musgos
que brotan a su lado,
casi en sumisma tierra,
bajo las dos palabras
de su desnudo nombre.

   Más allá, en un pueblo
de extranjera fonética,
duro, rectangular,
el silencio de España.

EMILIO MIRÓ
1942


No hay comentarios: