miércoles, 12 de diciembre de 2018

MARTE

Piedras en Marte.
Terreno pedregoso
tenebroso
peligroso.
Ambiente irrespirable
desierto interminable
inhabitable.

El Vikingo I
no pudo fotografiar a Marte,
se dislocó un brazo al aterrizar.
¿Y quién va a amortizar
los miles de millones de dólares
que costó el dichoso cohete?

Alguien dice
que con lo que costó el vikingo primero
habría para acabar con el hambre
del mundo entero.
(Me chocó y por eso lo escribo.)

GLORIA FUERTES
Mujer de verso en pecho

No hay comentarios: